Mundo Primaria
  • Tienda
  • Cursos

Adivinanzas de plantas y árboles

Las adivinanzas de sobre el mundo vegetal, es decir de plantas, flores y árboles son una estupenda alternativa para que los niños pasen parte de su tiempo libre de una forma divertida.

Les ayuda a pensar y ejercitar la mente, pero de una forma divertida ya que no se le muestran al niño como un aburrido texto sino que se integran en divertidos juegos con unos gráficos estupendos.

Siempre mirando al sol
y no soy un caracol.
Giro y giro sin fin
y no soy un bailarín.
En la tierra te sembraron,
las aves te desearon,
cuando estuviste dorado
los hombres te segaron.
Cógeme con cuidado,
pues soy muy chiquita.
Cuando me siembras
me transformo en plantita.
Mi nombre es de peregrino
y tengo virtud notable,
me encuentras en los caminos
y mi olor es agradable.
Tul y no es tela.
Pan, pero no de mesa.
Está en el edificio, también en la maceta, la llevas en el pie, la coges en la huerta.
De mi tronco herido sacan la resina.
En las piñas guardo todas mis semillas.
Los dátiles son mi fruto
y palmas doy a lo bruto.
Verde soy, verde seré,
no me toques que te picaré.
Está en la navaja y está en el cuaderno,
se cae del árbol antes del invierno.
Soy una hierba trepadora y altanera
que cubro más una pared
que una pradera.
Su cabeza es amarilla,
siguiendo al sol,
gira y gira,
muchos comen sus pepitas
y dicen que son muy ricas.
Es un árbol muy alto de estrecha copa,
en el cementerio es donde mora.
Ciertamente tiene nombre de calamar
espero que no te asombre
si por él voy a trepar.
Son nuestras blancas flores
a veces tan tempranas,
que la nieve, envidiosa,
viene a ver si nos gana.
Vive en todas las clases de climas
y de él comen piñones mis primas.
Dime tú que cosa maja.
Cuanto más crece más baja.
Giro mi cuerpo ante el sol, por ser mi dueño y señor.
Mis flores son las primeras en todas las primaveras.
Mi semilla está escondida en estuches de madera.
Como cuerda yo amarro,
como cadenas sujeto,
tengo un brazo y muchos dedos,
enterrados por el suelo.
Mi fruto es el dátil,
mi hoja la palma,
que la vemos mucho por Semana Santa.
Entre col y col lechuga,
entre lechuga, una flor,
que al sol siempre está mirando,
dorándose a su calor.
En primavera te deleito,
en verano te refresco,
en otoño te alimento,
y en invierno te caliento.

Usamos Cookies ¿Aceptas?

En Mundo Primaria utilizamos cookies propias y de terceros para que tengas la mejor experiencia de navegación personalizada. En nuestra política de cookies te contamos todos los detalles pero, en resumen, las utilizamos con finalidades estadísticas y de publicidad. Si continúas navegando, asumimos que las aceptas.

ACEPTAR
Aviso de cookies